lunes, 15 de noviembre de 2010

Creciendo..

Hoy en la mañana, buscando unos documentos, me topé con el carné de identidad del Gaspar. Lo tuvimos que sacar hace unos meses pensando que deberíamos viajar a Argentina, viaje que al final no se concretó, así que el carné quedó guardadito por cualquier otra eventualidad.
Bueno, la cosa es que al encontrármelo me vino una nostalgia tremenda... el Gaspi estaba tan chiquitito!!! Estaba por cumplir los 5 meses, y aún conservaba esa cara de bebé pequeñito... Aunque ya tiene 10 meses y medio, y para mi 5 meses no es mucha diferencia, para él se hace tanto! Cada vez tiene más cara de niñito, y no de bebé, tan agrandado que es, y tan largo que está! Cada cierto tiempo me pongo a pensar en lo rápido que crece, y pensar que este tiempo no vuelve más! Tengo sentimientos encontrados con respecto a esto... querer que crezca rápido y poder jugar con él, pero a la vez, no quiero que crezca más, y que se quede pequeñito como está para poder tomarlo en brazos y no soltarlo más... incluso hay cosas que ya no puedo hacer, como que se quede dormido sobre mi pecho.. uf! que lagrimones!

7 comentarios:

Viviana de MamásyBebés dijo...

hola!!!

soy viviana del blog mamasybebes y ya que nos tienes en tu blogroll, te agregamos al nuestro!

http://blog.mamasybebes.com/

saludos

Canela dijo...

Hola Viviana, gracias por agregarme!! Qué felicidad, me da emoción, es que soy un poco ñoña, jeje.
Saludos!

Marciaruti dijo...

Querida Marcita: conozco esos sentimientos... también los tuve. Hay un duelo en cada etapa de nuestros hijos ven dejando atrás cuando sentimos que cada paso los irá alejando de nosotros para llegar a vivir sus propias vidas. Sin embargo, todo es necesario, sus siestas en tu pecho los cambiarás por los momentos en que él te comparta sus sueños y sus ilusiones, irás viéndolo crecer y sentirás que tu pena la consuela verlo sano y con la independencia que su desarrollo paulatino le van dando hasta convertirse en un adulto pleno que cumplirá otra etapas de la vida y que te devolverá el gozo de tener en tus brazos a otro pequeñito o pequeñita que te volverá a robar el corazón, ahora sólo para amar y disfrutar...tus nietecitos. Por eso es importante que Gasparcito crezca, aunque te provoque sentimientos encontrados. snif!

Canela dijo...

Mamá, me haces llorar!

May dijo...

Sniiiif!
-Y todo vuelve a comenzar!!!!
Me alegra tanto verte Marcita viviendo esas cosas tan bellas con Gasparcito, pensar que un día estará tan grande que él te va tomar a ti para que lo abraces en su pecho.
-Y todo vuelve a comenzar, porque hoy la mamá ya es abuelita, como lo fue la Irmita y el Lino. Y la alegría del hermoso bebé de su propia sangre vuelve a sus brazos.

-Y todo vuelve comenzar...en tí y ahora en míiiii!!!

Besitos!

May

pity dijo...

HOla Marcia, acabo de descubrir tu blog, es muy bonito y tierno. Yo no tengo hijos pero si un sobrino al que adoro. Tu chiquitin es precioso. He leido que vives en V.Alemana, lo conozco porque tuve un novio de alla (hace muuuuucho tiempo) y he ido a Chile 3 veces. Tengo muy buenos amigos y un ahijado chileno. Te mando un saludo desde Londres y de paso te deseo que pases Felices Fiestas, besitos!

Canela dijo...

Gracias hermanita por tus palabras!
Hola Pity, que bueno que te gustó mi blog, es realmente un honor. Eres chilena? Te mando saludos y cariños desde acá, y espero que hayas pasado unas muy lindas fiestas!

Publicar un comentario

Las visitas infinitas...